sábado, 15 de diciembre de 2007

con el olvido ..el largo adiós

"La muerte no llega con la vejez, sino con el olvido." Gabriel García Márquez

Hoy, recordaba a mi abuelo Victor y, pensaba cuánto me gustaría haber tenido la oportunidad de conocerle. Yo tendría unos 10 años cuando murió unas navidades. Y hoy he vuelto a pensar en todo lo que he perdido. Pasear junto a él, acompañarle, escuchar fantásticas historias (que eran reales); eso sería la navidad. Y no lo olvidaré. Lo demás son adornos, que volverán a sus cajas pasados unos días

Qué triste! Que triste haber tardado tanto en darme cuenta (siempre aprendo tarde). Y qué crimen! condenar al olvido. Y esa es la pena que se impone, el olvido; llega un momento en el que dejas de ser útil y te conviertes en un lastre. Entonces llega el momento de apartarte, eres un estorbo. Ya no eres rápido, ágil, eficaz, productivo (es más supones un gasto y un esfuerzo enormes); ni siquiera eres bello, no hay sitio para ti
comprendes que ha llegado la hora de retirarte y no causar molestias. Ahora tu lugar es un andén de espera, de tránsito, olvidado..

-"Lo que pasa es que tú odias la vejez."
-"Claro, te conviertes en un trasto inútil para la sociedad. La familia nos usa para hacer recados y recoger a los nietos del colegio. Y cuando ya no somos capaces de hacerlo nos dejan aquí para olvidarse de nosotros."
("Arrugas")

"Dicen que cuando te miras en el espejo y empiezas a parecerte a tu padre es que ya te estás haciendo mayor. Mi reflejo empieza a parecerse a mi padre y mi padre se parece ya a la imagen que recuerdo de mi abuelo.
Inevitablemente, los padres de mis amigos también sufren esta transformación. Emilio, el padre de Diego, sufre Alzheimer. Con risa amarga mi amigo me cuenta las idas de cabeza de su padre. Divertidas todas si no fuesen la inevitable decadencia final de una persona que siempre me infundió respeto.

Quizá por estas razones, y porque mi madre que siempre ha sido muy presumida se acaba de comprar muy avergonzada su primer bastón para poder andar, decidí hacer una historia sobre ancianos. Comencé a recopilar las anécdotas de los padres y familiares ancianos de mis amigos. Como la historia de la tía de Salva, que nunca va sola a ningún sitio porque teme ser abducida por los marcianos. O Julia, la madre de Ismael y Hugo, que siempre se guardaba las cosas más absurdas para dárselas cuando iban a verla a la residencia."

El resultado de esta inmersión, es un relato emotivo, tierno, divertido, pero a la vez, duro y sin concesiones. Con "Arrugas" he vuelto al cómic y he disfrutado como cuando era niño.

"Sólo el amor puede rescatarle del olvido" este fue el lema del día mundial del Alzheimer.

"El largo adiós" de esta forma tan descriptiva lo nombra el personaje del cómic
Enlaces para obtener información y apoyo Fundación Alzheimer España, Afal, Ceafa

1 comentario:

Saúl dijo...

Una gran verdad, querido amigo. Mi abuelo murió cuando yo era un crío y no sabía entonces cuanto le iba a echar de menos con el tiempo. Mi abuela murió este año tras 5 con alzehimer. Cuando pienso en ella no puedo evitar esbozar una sonrisa melancólica recordando sus "idas". Solía decir "que vienen los comunistas" y "y tu que haces aquí" cuando me veía. ¿podrías darme información para conseguir tu obra?